Iluminación: Fuente de insospechados ahorros

ahorro en iluminacionPublicado en Direcmin, 2015

La iluminación es fuente de insospechados ahorros y pocos están concientes de ello. Pese a que la reciente baja en el precio del petróleo ha dado un respiro a los usuarios, la tarifa eléctrica no da tregua alguna y ésta se mantendrá en los actuales niveles este año y el próximo, según estiman los expertos. El costo de la energía eléctrica en Chile se ha disparado en un 50% desde el 2003 a la fecha, según datos de la Cámara de Comercio de Santiago (CCS) y ante esta lapidaria realidad las empresas mineras cada vez más vuelcan sus esfuerzos en la eficiencia energética.

Reemplazar lámparas incandescentes por otros sistemas de iluminación más eficientes siempre va a ser un buen negocio, enfatiza Rodrigo Castillo, Director ejecutivo de Empresas Eléctricas A.G. (asociación gremial que aúna a distribuidores y transmisores), “y aún cuando uno se equivoque en la elección de la tecnología, igualmente se estará ahorrando en consumo y en términos económicos, dado que la inversión en un sistema de iluminación más eficiente se paga muy rápidamente, en dos o tres años”.

De hecho, se pueden lograr ahorros de hasta un 80% dependiendo del tipo de dispositivo LED (o Diodo Emisor de Luz), de la asesoría practicada al proyecto y del mantenimiento periódico, asevera Claudio Tenreiro, profesor de la Facultad de Ingeniería de la Universidad de Talca y experto en energía. Dicho ahorro es posible, entre otros factores, debido a que la lámpara incandescente es tremendamente ineficiente, explica Alan Fox, Director de Diseño de la Universidad Andrés Bello y experto en iluminación arquitectónica, precisando que una lámpara tradicional de 100 watts tiene una eficiencia de apenas 17-20 lúmenes por watt. En cambio, un sistema LED hoy llega a los 80 lúmenes por watt y más, “lo que significa que su flujo luminoso o cantidad de luz es lejos mucho más robusto”.

*Si quieres leer el artículo completo, contáctame. Reserva del contenido según derechos del autor.